Supera tu miedo a volar de una vez por todas

Ya sea por negocios o por placer, cada día es más frecuente que tengamos que volar una o más veces al año.

Una de las ventajas de las sociedades modernas es que hay pocos lugares en el mundo que no tengamos a tiro de avión.


Sin embargo, no por ello deja de ser frecuente que muchas personas sientan un miedo irracional e irrefrenable a subirse a una aeronave. Porque sí, en esta fobia no estás solo: cada mes las búsquedas en Google sobre el "miedo a volar" superan las 300.000 en español y cerca de 400.000 en inglés.


Pero el hecho de que sean muchas las personas que aún sienten este miedo a viajar en avión, no significa que sea complejo superarlo.

Aquí te vamos a dar unas sencillas claves y herramientas para que puedas conocer, si tú quieres, el mundo entero subido a un avión.


Reconoce que supone un problema



Como en cualquier fobia, miedo o manía, la primera acción para solucionar el problema es reconocer que se tiene ese problema. Así que...¡¡qué no te de miedo admitirlo!!


Volar nos permite conocer países, paisajes y culturas distintas a las nuestras, abre nuestra mente, amplía nuestros horizontes y es una actividad fascinante.


Además, en ocasiones, no es sólo una elección sino más bien una necesidad. O ¿acaso te vas a quedar sin acudir a la boda de tu mejor amigo porque se celebra "al otro lado del charco"?. ¿Estás pensando en rechazar esa magnífica oportunidad de trabajo porque supone volar frecuentemente para asistir a reuniones en distintas ciudades del mundo?


Por lo tanto, tener miedo a volar, pese a ser habitual, no es normal y además es inhabilitante.


No te queda más remedio: debes ponerte manos a la obra para solucionar cuanto antes.


Enfréntate a lo que te da miedo



Tenemos miedo a lo desconocido: esto es así.


En el caso de un coche, un autobús o un tren nos resulta más sencillo entender el principio de su funcionamiento. Sin embargo, nuestra mente aún es reticente en muchos casos a aceptar que el hombre pueda desplazarse por el aire en un avión.


Por eso, una buena forma de enfrentarse al miedo a volar es conocer qué es lo que te espera una vez que te embarques en un avión rumbo a un nuevo destino.


Para conocer y vivir esas experiencias antes de enfrentarte a tu próximo vuelo te recomendamos "Flying without fear". Esta página web está en inglés pero podrás acceder de forma gratuíta a una gran cantidad de consejos y otro tipo de recursos que te pueden facilitar mucho las cosas, como por ejemplo escuchar el sonido de un motor en el momento del despegue.


Recuerda: el conocimiento es el primer paso para superar un miedo.


Tranquiliza a tu mente: volar en avión es realmente seguro



Y vamos a ayudarte facilitandote varias estadísticas.


En 2017 se realizaron 36,8 millones de vuelos comerciales produciéndose únicamente 10 accidentes fatales en los que perecieron 44 personas.


En ese mismo año, sólo en España se produjeron 1.200 muertes en accidentes de tráfico según datos de la DTG. Y, a nivel mundial, estos fallecimientos se elevaron a 3.400 al día según la OMS.


Evidentemente, cada día se producen en el mundo más desplazamientos en coche que en avión. Pero si extrapolamos estas cifras, sacamos datos muy concluyentes:


  • En avión se registra 1 accidente por cada 2,4 millones de vuelos.

  • En coche, esta cifra se eleva hasta 1 accidente mortal por cada 356.357 desplazamientos.


De esta forma, para una persona que volara diariamente, la probabilidad de sufrir un accidente sería de 1 cada 3.000 años.


Realiza una lista de pros y contras



Un buen recurso cuando te enfrentas a algo que te disgusta hacer pero que es necesario, o al menos recomendable, es realizar una lista con los pros y los contras.


En el lado de los contras anota todo aquello que no te gusta de volar: las turbulencias, las esperas en el aeropuerto, la sensación de vértigo en el despegue o el aterrizaje...


Para los pros, añade todo lo bueno que supone realizar un viaje en avión: conocer lugares remotos, aprender sobre nuevas culturas, asistir a un importante evento social o familiar, poder aceptar un nuevo puesto de trabajo...


"Si supero mi miedo podré realizar este viaje que me supone... Pero, si no supero mi miedo, no viajo y esto es todo lo que me perderé...".


Seguro que cuando hagas este ejercicio descubres que volar merece mucho la pena.


Piensa en el destino



Intenta relajar tu mente pensando en todas aquellas cosas que te esperan a tu llegada a tu destino final.


Si viajas por placer trata de imaginarte los relajantes días de descanso de los que vas a disfrutar, esas divertidas cenas con amigos, los maravillosos nuevos paisajes que conocerás, etc.


Si tu viaje es por razones de trabajo, puedes dedicar una parte del vuelo a repasar las actividades que deberás realizar: prepara un resumen de tu reunión, haz un esquema con los puntos fuertes que quieres comentar a tu cliente, ensaya tu discurso, etc. Tendrás tu mente ocupada evitando pensar en el vuelo y además llegarás a tu destino mucho más preparado.


Elimina cualquier otra fuente de estrés



Si volar representa el origen de situaciones de ansiedad, intenta eliminar cualquier otra circunstancia que suponga una tensión añadida.


  • Haz el equipaje con la suficiente antelación y preparación. Así, no tendrás que preocuparte de si has olvidado algo.


  • Prepara la documentación con tiempo y concienzudamente para que no se presente ningún problema en el embarque.


  • Acude al aeropuerto con antelación suficiente previendo que pueden suceder imprevistos. Evitarás ir corriendo y preocupado por si llegas o no a tiempo.


Si te liberas de cualquier otra preocupación, podrás centrarte en aplicar el resto de consejos que te comentamos y lograrás mantener tus miedos a raya.


Distraete



Está claro, no pensar en el problema nos ayuda a tomarnoslo con mayor perspectiva.


Aprovecha el vuelo para practicar alguna actividad relajante para ti: lee un buen libro, ve una película de las que se ofrecen a bordo o que te hayas descargado previamente en tu tablet u ordenador, duerme un rato o practica meditación.


Charlar con tus acompañantes o con el pasajero de al lado, si se presta a ello, también te ayudará a que el vuelo se pase con mayor rapidez y no tengas apenas tiempo de preocuparte de la fuente de tu miedo.


Infórmate sobre tus miedos



Ya lo hemos dicho antes. El ser humano tiende a tenerle miedo a aquello que desconoce. Así que, eliminado ese desconocimiento ya no tendrás porqué tenerle miedo a volar.


Aprende e infórmate sobre el funcionamiento básico de un avión, protocolos de vuelo, actuaciones frente a emergencias y muchas más cuestiones en Ask the Pilot, una web llena de recursos e información para todos aquellos que vuelan.


También puedes obtener mucha información y consejos para superar tu miedo a volar leyendo Feliz Vuelo. Este libro está escrito por un experimentado expiloto de aviación civil y una psicóloga especialista en terapias de autocontrol. Seguro que te ayuda a comprender el porqué de tu fobia y cómo superarla.


También puedes realizar un curso para eliminar el miedo a volar de los que ofrece Volando sin Miedo, en cuya web además te facilitan mucha información sobre el tema.



Volar a día de hoy parece inevitable en muchas ocasiones, bien porque así lo requiere nuestro trabajo o bien por las distancias que representa nuestro destino. No dejes que un pequeño miedo arruine tus posibilidades. Aplica nuestros consejos y descubrirás que volar es menor terrorífico de lo que parecía.


Y tú ¿también tienes miedo a volar? Cuéntanos cuáles son los trucos que utilizas y que te ayudan a volar más relajado.

Contacto

91 401 27 50

reservas@viajesdos.com

Ubicación

Nuestra oficina se encuentra :

Calle Montesa 38, 28006, Madrid.  

 

Horario

Lunes-Viernes  

9:30-14:00

16:00-19:30

 

  • Facebook Clean
  • Twitter Clean
  • White Instagram Icon
  • White LinkedIn Icon
Responsable: Viajes Dos SL. Finalidad: Gestión consulta/Gestión de la reserva del viaje contratado, seguimiento y facturación/Envío de publicidad de otros productos y servicios de Viajes Dos SL. Legitimación: Consentimiento del interesado/ Preparación y/o ejecución del contrato de servicios/Interés legítimo. Destinatarios: No se cederán datos salvo autorización expresa, obligación legal o cuando se trate de personas físicas y/o jurídicas, públicas o privadas, cuya intervención sea necesaria para la finalidad/es principal/es. Como regla general no se efectuarán transferencias internacionales de datos salvo que fueran necesarias para el cumplimiento de la finalidad principal en cuyo caso podrán ser cedidos a Estados que no ofrezcan el mismo nivel de cumplimiento que en EEE. Derechos de los titulares: Acceder, rectificar y suprimir los datos, portabilidad de los datos, limitación u oposición a su tratamiento, revocación del consentimiento y derecho a no ser objeto de decisiones automatizadas. Información Adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre nuestra Política de Privacidad en https://www.viajesdos.com/politica-de-privacidad